La comunicación máquina-máquina optimiza los procesos de producción

Para tener éxito en el mercado, las empresas deben ser capaces de ofrecer productos personalizados y de alta calidad, que deben fabricarse con la máxima eficacia de costes posible. En este sentido, las comunicaciones máquina-máquina pueden ser una gran ayuda. El intercambio automatizado de información entre dispositivos móviles a través de internet y las comunicaciones móviles son el camino para optimizar los procesos e incrementar la productividad.

El mensaje de texto de la punzonadora

Desde hace tiempo, la comunicación M2M forma parte de nuestra vida cotidiana: los contadores inteligentes nos ayudan a hacer un uso más eficiente de la energía; los coches capaces de comunicarse entre sí agilizan el tráfico;  las alarmas de hogar envían mensajes de texto al propietario de la vivienda para advertirle de un acceso no autorizado.

La comunicación M2M desempeña una función importante en todos los segmentos de la economía. Por ejemplo, la M2M facilita el mantenimiento remoto de las plantas de producción, lo cual reduce a su vez los tiempos de parada. Las piezas transmiten información sobre el procesamiento que requieren; así es posible fabricar múltiples variantes de un producto en un mismo sistema, con bajo coste y alta calidad.

La M2M se utiliza incluso en el sector agrícola: hoy día, las cosechadoras son capaces de recoger una cosecha de forma casi automática, gracias a los datos GPS y meteorológicos. En la actualidad, se puede incluso enviar un mensaje de texto a un ganadero informándole del nacimiento de un ternero, basándose en los cambios en las constantes vitales de la vaca.

Más...